Los siniestros más comunes en las empresas

Los siniestros más comunes en las empresas

Todas las empresas, con independencia de su tamaño, de su sector y de su actividad, están expuestas a numerosos riesgos. Las empresas, durante el ejercicio diario de su actividad, coordinan diferentes recursos humanos y materiales y, en cualquiera de ellos, se pueden producir incidencias que pueden ponerla en elevado riesgo.

 

Es por ello por lo que es imprescindible el diseño y contratación de un adecuado Programa de Seguros totalmente personalizado a cada empresa.

 

Para ello, es necesario el análisis riguroso de cada empresa y de sus necesidades por una correduría de seguros especialista en seguros de empresas.

 

A continuación, se desglosan algunos de los siniestros más habituales en las empresas:

 

Siniestros en los bienes

Cualquier empresa dispone de numerosas tipologías de bienes, como locales, comercios, naves, recintos, flotas de vehículos, maquinaria, equipos electrónicos, etc.

 

Los tipos de siniestros más frecuentes que sufren las empresas, con carácter general, son los daños eléctricos y los daños por agua.

En empresas con actividades logísticas, son usuales los siniestros por impacto de vehículos, en comercios se suelen producir siniestros con daños estéticos y, en instalaciones con mercancía valiosa, son frecuentes los robos.

Aunque no son habituales, los siniestros por incendio y caída de estanterías en las instalaciones son los más graves y los que mayores daños suelen causar en cualquier empresa.

Es imprescindible, a la hora de contratar un seguro para cualquier tipo de instalación, declarar las medidas de seguridad contra robo y las medidas de prevención contra incendios que las empresas disponen y garantizar que su funcionamiento sea correcto.

 

 

Siniestros de trabajadores

Los trabajadores son el recurso más valioso de cualquier empresa. Durante el desarrollo diario de su trabajo pueden sufrir accidentes que les produzcan algún tipo de invalidez o incapacitación y, para ello, es necesario el seguro de convenio.

 

En todos los sectores se pueden producir este tipo de accidentes laborales. Con carácter general, los sectores de la industria y la construcción son los que sufren accidentes más graves por la utilización de maquinaria pesada. Las oficinas, aunque con menos frecuencia, también sufren accidentes laborales.

Es fundamental, en cualquier empresa, garantizar un entorno de trabajo seguro que minimice lo máximo posible los accidentes laborales.


Siniestros por responsabilidades

Durante el ejercicio de su actividad, cualquier empresa puede ocasionar daños a un tercero y, para ello, es imprescindible el seguro de responsabilidad civil.

Aunque depende del sector y de la actividad, son frecuentes los daños a terceros en locales o comercios abiertos al público. Por otro lado, la responsabilidad civil patronal indemniza a los trabajadores de cualquier empresa de los daños causados por la propia empresa, durante su actividad.

Por último, en la actualidad han surgido nuevos daños a terceros derivados de los ciberriesgos.

 

Llerandi

Llerandi

Equipo de Llerandi Riesgos y Seguros